Los difuntos nos contemplan



HYDE
David Lozano · Volumen único
14'50€ | Editorial Alfaguara | 343 páginas
Ficha en GoodReads 

«Los difuntos nos contemplan. Y en sus retinas apagadas nos asomamos al abismo que se abre más allá de la muerte...»

Un grupo de estudiantes ha sido seleccionado para formar parte de un experimento: el proyecto Hyde. Deberán convivir en un gran caserón apartado del mundo durante una semana sometidos a una terapia subliminal aparentemente inofensiva. Pero cuando se produce el primer asesinato, todo se dispara bajo un ritmo frenético de persecución y sospecha.
Ya no hay nadie en quien confiar. Cualquiera dentro de los muros de la casa puede ser el asesino, camuflado dentro del grupo, dentro del anonimato. Cualquiera... incluso uno mismo. 
Algo hace especiales a estos chicos: algo que desconocen pero que vincula sus vidas, algo que tendrán que descubrir a tiempo si quieren salvarse...

HYDE es una novela que, a pesar de la "nota" que se lleva, me ha sorprendido gratamente. Sin embargo, eso no quiere decir que no le haya visto sus fallitos... Poquitos, sí, pero ahí están.

La idea que plantea el autor me ha parecido, ante todo, original: por mi parte, nunca había visto tratar este tema en la literatura, así que me ha resultado bastante refrescante. Desde el momento en el que el profesor les plantea la idea, me engancho por completo al proyecto.
¿Habéis oído hablar de la publicidad subliminal? Se trata de una técnica que consiste en adulterar imágenes para introducir en ellas mensajes ocultos que, aunque pasen desapercibidos para nuestros ojos, nuestro cerebro sí capta. La publicidad convencional puede incitarnos a comprar algo, pero no obligarnos a hacerlo. La última palabra es nuestra. Dependerá de nosotros, por tanto, que su intento de persuasión se materialice en la compra o no. ¿Pero qué ocurriría si algo pasara ante nuestros ojos sin que nos diéramos cuenta? ¿Cómo reaccionaríamos al no distinguir un mensaje que, sin embargo, sí ha llegado a nuestro subconsciente? ¿Podríamos defendernos de él? La respuestas es, obviamente, negativa. El hecho de no ser conscientes de un mensaje recibido nos vuelve vulnerables a él, porque no hemos tenido oportunidad de poner en guardia a nuestro cerebro. Lo asimilaremos sin criterio alguno. Seremos entonces carne de cañón, víctimas fáciles a las que manipular.
De momento, todo bien, ¿no? Pasan la primera noche aislados y a la mañana siguiente encuentran una nota que explica la situación. Básicamente, el proyecto «Hyde» no era para fomentar la lectura, sino promover la violencia. Esa misma noche, ya ha muerto la primera de ellos. ¿Quién habrá acabado con su vida? CHANCHANCHÁN.

Yo personalmente he llevado un lío mental monumental a la hora de descubrir al asesino, pero siempre he estado saltando entre dos personas y ambas acabaron teniendo relación con el tema, de una forma u otra. Habían cosas que me parecían muy obvias y otras no tanto, pero cuando llegó el final, la razón del proyecto, no lo vi venir.

Y me pareció una tontería tremenda de causa, me vais a perdonar mi sinceridad. No puedo deciros mucho sobre él por los posibles spoilers, pero a mí me decepcionó bastante cómo se desarrollaron los acontecimientos y cómo acabó la cosa. Creo que la historia daba para más y ahí se desaprovechó un poco.

Así como se han desperdiciado los personajes: me han parecido clones. Todos estaban cortados por el mismo patrón: pensaban igual, actuaban de la misma manera... excepto Álvaro, que es, de lejos, uno de los mejores individuos que me he encontrado por la literatura.

Algunos animales, una vez prueban la sangre humana, ya no quieren otra cosa. 

El libro te cuenta dos historias paralelas, la historia de un asesinato y la de nuestros chicos. Hasta los últimos capítulos ambos relatos no se llegan a terminar de enlazar, pero estaba bastante claro desde el principio: un poco de relleno a la novela que en este caso no le ha venido muy mal.

En definitiva, HYDE ha sido un descubrimiento bastante bueno. Nunca había tenido oportunidad de leer a David Lozano, y no tardaré en hacerlo de nuevo, seguramente. HYDE engloba un poco de misterio, otro de realidad y una dosis de pensar. Si habéis estado viendo mis últimas reseñas, veréis que todo eran libros meh. Bien, pues éste sí que os lo tenéis que leer :)

4 comentarios:

  1. Yo en general me llevé una buena impresión de la novela. Consiguió ponerme los pelos de punta en más de una ocasión, y eso es algo que valoró mucho en un libro, que te atrape y que lo vivas.
    Aunque también es cierto que el final me chirrió un poco, y que a los personajes les faltaba un poco de desarrollo.
    Un abrazo! :D

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Toda la blogosfera -prácticamente- alaba este libro y tengo que conseguirlo sí o sí en breves. Aunque lo que has dicho de que los personajes son clones me echa un poco para atrás y el final ese, le daré (espero) pronto una oportunidad.

    ¡Un beso! <3.

    ResponderEliminar
  3. Yo tengo ganas de leer este libro, pero ya m ehan comentado varias veces que cuando te acercas al final es algo predecible, y que los personajes no son la gran cosa.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que este libro me llama pero a la vez no.
    Me da miedo comprarlo y que después no me vaya a gustar.
    Por el momento no me convence del todo.
    Muchas gracias por la reseña, me alegro de que te haya gustado :)

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar