Los nombres son importantes

Era cruel. Actuó conforme a su naturaleza y, desgraciadamente, produjo daños.


EL NOMBRE DEL VIENTO
Patrick Rothfuss · Crónica del Asesino de Reyes #1
10-25€ | Plaza Janés | 880 páginas
Ficha en GoodReads 

He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y he escrito canciones que hacen llorar a los bardos. 
Me llamo Kvothe. Quizás hayas oído hablar de mí.

No voy a decir que EL NOMBRE DEL VIENTO no me ha gustado, pero tampoco me ha encantado, encandilado, etc. Me han dicho que será por las altas expectativas que traía (cosa que dudo porque no me suelen afectar esas cosas) y, sea como sea, sí que tengo que decir que al final lo que he sentido con este libro después de mucho pensarlo es decepción. No en un sentido totalitario de la palabra, pero se le acerca bastante. Yo me esperaba una historia sangrienta, cruda, real (en su medida...) y a mitad de novela me encuentro con una historia de amor estúpida y con un personaje repelente (Denna, eres el demonio).
Y como esto no es la historia de dos jóvenes enamorados que se encuentran en el río, no pinta nada aquí, así que me la guardo.
¿Hola? Llevas doscientas páginas hablando de Denna, de lo maravillosa que es toda ella, que su pelo es precioso y que su voz te ha dejado prendado, ¿y tienes las agallas de soltarme que no es una historia de amor? ¡Anda ya! No puedo ignorar que la elección de Kvothe fue bastante mala, habiendo otras chicas como Devi, Auri... ¡incluso Fela o Mola!, y va y escoge a la más boba y cruel. #LogicNotFound.

Otra cosa que también me ha dejado pensando es la corrección del libro. Patrick Rothfuss, como todos sabéis, se pasa años corrigiendo sus novelas, y en la primera mitad de EL NOMBRE DEL VIENTO sí que he sido capaz de notarlo. Sin embargo, allá por la mitad del libro ese estilo tan cuidado decrece: empieza a repetir escenas en un periodo muy corto de páginas y eso es mal, si me permitís decirlo. Ha habido un par de capítulos que me vienen fenomenal para exponeros esto. En el primero (no puedo deciros cuál porque no me lo apunté), todo le da vueltas al chaval: quiero decir que explícitamente te pone "todo me daba vueltas" como 754156854 veces. En el segundo (el cap. 69), el capítulo donde Kvothe se pasa el rato borracho (si no dice "sigo un poco borracho" 5 veces, no lo dice ninguna).

Igual le pido mucho a esta novela, porque todos la ponéis extrañamente por las nubes, decís todas las cosas buenas que tiene pero no veis los fallos y >.<. Pero, obviamente, no todo es malo.

Veo ese estilo casi perfecto, extremadamente cuidado. Veo esos personajes muy bien construidos, con fallos reales como es el de enamorarse de una niñata diabólica y vidas complicadas (aunque al principio, en Tarbean, a mí llegó a saturarme). Veo ese mundo que Rothfuss se ha atrevido a crear, con su propio sistema económico (que es un lío tremendo), y esas estaciones con nombres extraños y los nombres de las semanas cambiados. Sus festividades y sus historias antiguas, como la de Lanre y Lyra, que aunque sea un poco creepy me pareció preciosa.
Los nombres son importantes porque dicen mucho sobre la persona.
Tengo que reconocerle al autor el haber creado unos personajes tan elaborados. Los hay de todo. Están los que sólo salen una vez y te enamoran, los que son recurrentes y te hacen reír, los archienemigos de tu protagonista (y, ahora también, los tuyos). Pero, por supuesto, están los que hacen tres o cuatro cameos en toda la novela y no se desprenden de ti ni a tiros. Por supuesto, hablo de Bast, un personaje que para mí al menos fue uno de los mayores misterios.

No tengo mucho más que añadir. En definitiva, me alegro de haber podido terminar el libro de una vez (llevaba demasiado tiempo en mi estantería y me infundía muchísimo respeto... después de haber pasado lo peor -las primeras 200 páginas- todo se ve más claro). Eso sí, he de dejar clara una cosa. EL NOMBRE DEL VIENTO son casi 900 páginas, y he de decir que no he sentido que me contara nada. Para ser una trilogía, me parece que el primer tomo es demasiado introductorio. Seguiré, por supuesto, con la Crónica del Asesino de Reyes, pues esta primera parte abre muchas puertas pero no cierra ninguna... ¿Qué le deparará el futuro a nuestro Kvothe para haber acabado como Kote? Preguntas preguntas preguntas y ninguna con respuestas.

10 comentarios:

  1. ¡Holi! <3
    Pues al contrario que a ti, a mí sí que me encandiló por completo. La manera de escribir de Patrick es sencillamente increíble y la manera en como habla de los personajes... aish <3

    ResponderEliminar
  2. Yo a Denna no la soporto mucho.. me cae mal y Kvothe en ocasiones tampoco lo soporto mucho, se lo tiene muy creído a mi parecer..

    sin embargo, la historia el mundo que ha creado y como está describiendo todo y como enlaza me ha encantado.

    Mi personaje favorito es Auri.

    un besooo

    ResponderEliminar
  3. Jé. Pues a mí me gustó más este que el segundo. Y tampoco entiendo el ponerlos por las nubes.

    Besis ^^

    ResponderEliminar
  4. Hola!
    Jeje, a mí si que me conquistó, no tanto por el personaje de Kvothe, que me gusta, sino por la forma de narrar del autor y su imaginación. Me parece fantástica y disfruté con cada palabra del libro.
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Este libro me gustó, pero ya está. He comentado muchas veces lo poquísimo que soporto a Kvothe y Danna, y que cuando realmente disfruté todo el tiempo fue únicamente en la parte en la que Kvothe está viviendo en la calle. La prosa del autor es muy buena y todo está muy trabajado, tal y como comentas, pero aun así no lo veo para tanto, posiblemente porque sus protagonistas me sacaban de quicio v__v

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    Es cierto que casi todas las reseñas lo ponen por la nube (yo aún no lo leí) y me da miedo por eso, y es la primera vez que leo a alguien ponerle pegas. Aún así, sigo teniéndoles ganas.

    Besos ^^

    ResponderEliminar
  7. A mi me pasó un poco igual que a ti, todo el mundo lo ponía por las nubes y luego cuando lo leí, sí me gustó, pero no tanto como esperaba.

    Y coincido en muchas cosas que apuntas en tu reseña ;)

    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Tengo este libro en la estantería desde hace algún tiempo y tengo unas ganas tremendas de leerlo :) A ver si saco tiempo y me pongo.
    Gracias por la reseña! Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Lou, tú sí que eres el mal.
    Si está borracho, el pobre no puede contar mucho, jo.

    Me alegro de que te gustara :3 aunque no te encandilara ¬.¬

    Ya te leerás El temor de un hombre sabio y me comentas qué tal.

    Besotes y abasasos, Pab. :)

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola!
    Sí, Denna es una tonta, se hace la importante y ni siquiera sé por qué, donde más desesperante la encontré fue en el segundo >_< Uff prácticamente la odie, sólo espero que Rothfuss no la cague y haga que Kvothe termine con ella, que no se lo merece.
    El libro en sí me ha gustado mucho, en parte porque cuando lo leí no sabía nada de él, me había abstenido de leer reseñas pero sí había visto que lo ponían muy bien y que era de fantasía. Ahora que me he leído también su segunda parte puedo decir que es una de mis sagas favoritas y mi autor favorito por mucho.
    Como todo, tiene sus peros, no hay nada perfecto en este mundo, aún así me encanta la saga por la forma en que está contada y la forma tan inmediata con la que conecte con los personajes. Rothfuss me hace vivir la historia como ningún otro autor ha podido hasta el momento, creo que esa es la mayor razón del por qué amo el libro.
    Espero el segundo te guste más. Te advierto, tiene sus partes aburridas, pero se compensan; además, no esperes obtener muchas respuestas :)
    ¡Besos!

    ResponderEliminar